EDICIÓN IMPRESA

Alta Gracia de película

Se están filmando seis producciones audiovisuales en simultáneo. La reapertura del Cine Teatro Monumental despierta el sueño y motoriza a los cineastas altagracienses.

Por Andrés Cottini
Especial para Sumario

Durante la semana pasada, la noticia de la reapertura del Cine Teatro Monumental cautivó y colmó de melancolía y orgullo a los vecinos de Alta Gracia. No es poco, “el gigante dormido” abrió sus ojos después de 20 años y volvió a mirar a su ciudad. Pero ¿qué vio? Una ciudad inmensa, con más de 60 mil habitantes, con parques, obras, museos y un pequeño dato impensado para mediados del siglo 20, cuando inauguró por primera vez: en la ciudad del Tajamar se están filmando seis películas en simultáneo.Eso no es todo, también tiene dos escuelas con orientación en Comunicación y Medios con un fuerte empuje a lo audiovisual; y un cineclub donde cientos de vecinos asisten mensualmente a disfrutar de películas que no están en los grandes cines. En forma silenciosa, el séptimo arte se coló y se está haciendo un espacio en la identidad del pueblo de Alta Gracia.

Luz, cámara… 
Entre las seis producciones que se están rodando en la ciudad, algunas llevan varios años y otras surgieron a principio de este 2019. El abanico es amplio e incluye musical, ciencia ficción, drama y policial. En todas ellas intervienen directores, actores, músicos, equipo técnico y extras de la comunidad de Alta Gracia y de Paravachasca.En estos meses, y hasta por lo menos fin de año, las calles de la ciudad aparecerán en la pantalla grande con “El Principito”, el musical de Mauro Alberto Rodeyro; “Las Máquinas del Cielo”, de Carlos Bocardi; “La Mano Verde” y “Karma Lucía” de Sandro Giovannini; “Opera Prima”, de Camilo Troncoso e Isidro Zar; y “Trampero”, de Daniel Brian. 

La tecnología no es todo… pero cómo ayuda
Si bien es un dato llamativo que se estén rodando las seis películas a la vez, la tecnología ha facilitado la expansión del séptimo arte en general. Hoy, con un buen teléfono se cuenta con cámaras potentes y micrófonos de alta calidad. Sin embargo eso no es todo. Marcos López, estudiante de cine y director de “Distantes” y “Mientras Tanto”, dos documentales relacionados con la salud y la inclusión, explicó: “Están sucediendo en Alta Gracia acontecimientos que se repiten en muchos lugares del mundo. Los equipos son mucho más accesibles comparado con veinte años atrás, por ejemplo. Pero en la facultad siempre nos dicen que no se trata de qué cámara tenés, sino de qué querés filmar. El cine surge cuando pensamos y analizamos antes de filmar. Ojalá que esto sea la puerta de crecimiento tanto para quienes quieran de-sarrollar la profesión acá como para gente de afuera que quiera filmar en la ciudad”.

La comunidad del cine
¿Es suficiente que se estén filmando tantas películas a la vez para que eso implique una identidad cinematográfica en Alta Gracia? Daniel Brian, profesor de Producción en Lenguaje y Emprendimiento en Medios, dos materias con fuerte contenido audiovisual en el Colegio Angloamericano y en el IPEM 97, pone un poco de paños fríos, pero a la vez se muestra optimista: “Alta Gracia no tiene mucha infraestructura ni gente dedicada a esto profesionalmente sino que trabajamos en emprendimientos que tienen que ver más con el entusiasmo individual que con algo en serio. Estaría bárbaro que empecemos a tener un tipo de conciencia sobre la producción de cine y que se pueda generar una formación profesional. Es importante también que se sigan produciendo cosas. Hoy hay chicos estudiando y están teniendo una orientación en el secundario que no tuvimos nosotros y eso plantea una serie de cuestiones nuevas. Nos faltan un montón de cosas, pero más que nada tenemos que seguir produciendo”. Hace algunos meses, hubo un intento por hacer una reunión entre todos los cineastas de la ciudad, que finalmente no pudo concretarse. Camilo Troncoso, director de Opera Prima y uno de los promotores con Isidro Zar del encuentro entre cineastas, manifestó: “Es importante unirnos para formar una especie de polo en la ciudad de Alta Gracia,donde en primer lugar nos podamos dar una mano entre nosotros. También desde ahí se pueden generar actividades como traer el Festival de Cine de Terror, que es itinerante, o hasta pensar en poder acceder a un espacio en el Cine Teatro Monumental para cursos, talleres y exposiciones. Es la primera vez con tantas producciones y tenemos, por ejemplo, a Carlos Bocardi un realizador de FX muy reconocido en Córdoba”. Bocardi es realizador de efectos especiales y está, desde hace algunos años trabajando en su primer film “Las máquinas del cielo”: “Una cuestión super importante para nosotros es cómo conseguir fondos. La gran mayoría de los que estamos en Alta Gracia lo hacemos a pulmón. La gente apuesta poco a participar económicamente de una película porque es algo muy artístico y no tan publicitario. Pero lentamente se van interesando y eso está muy bueno”, explicó Bocardi. 

La Escuela
Alta Gracia tiene dos escuelas secundarias con orientación en Comunicación. El IPEM 97 Independencia, la única escuela pública del Departamento de Santa María con dicha orientación; y el Colegio Angloamericano. Durante el año pasado, dos cortos de ficción, uno de cada escuela, obtuvieron una mención especial en el 10° Festival Intercolegial de Cine y Artes Latinoamericanas donde participaron 50 cortos. Carolina Gómez, Periodista y docente del IPEM 97, explicó: “Sin dudas hay un gran potencial. Los adolescentes tienen muy buenas ideas y solamente con alguna guía o lo que podamos aportar nosotros los docentes, pueden realizar unas producciones realmente muy buenas. Son muy creativos, comprometidos y creo que se viene, en este sentido, un grupo muy interesante para un polo audiovisual”. Al mismo tiempo, Gómez destacó que el empuje local “tiene que ver con la idiosincrasia nuestra, con nuestra cultura y es muy importante ayudar a potenciar los profesionales que tenemos”.

Pero…¿quién te ve?
“Si para aprender a escribir hay que aprender a leer, para hacer cine hay que aprender a ver”, sintetiza Mechi Enguerre, una de las impulsoras del Cineclub Casero, el espacio que desde 2012 reúne a centenares de personas al mes ávidas de ver otro tipo de películas que no están en los grandes cines. “Acceder a relatos de nuestra cultura realizados por sus protagonistas nos devuelve a la conciencia de nosotros mismos como creadores de nuestra realidad y cultura”, explica Enguerre sobre las producciones locales. Todos los sábado y domingo, el cineclub realiza proyecciones de directores no tan “taquilleros” o de algunos directores especiales de Hollywood. Al mismo tiempo, desde 2013 cineastas de toda Córdoba pasaron y presentaron sus producciones. Sandro Giovanni, director que en estos momentos está realizando “Mano Verde” y “Karma Lucía” ha estrenado en el Cineclub Casero y en mayo, “Opera Prima” hará su preestreno donde parte de lo recaudado va directamente para la producción de la película. 

¡Acción!
Tal como afirma Sandro Giovannini, “Hay cada vez más gente interesada en el cine”. La semana pasada, el cineasta filmó una de las últimas tomas de “La Mano Verde” donde asistieron 45 vecinos para actuar como extras en forma voluntaria. “Eso habla también de un interés latente”, sintetizó.

La apertura del Cine Teatro Monumental despertó sueños entre los vecinos de la ciudad. Tal vez, esa gran sala potencie el desarrollo silencioso de esta identidad cultural de Alta Gracia que, para la mayoría de los altagracienses, permanecía invisible.

Valorar esta noticia

71% Satisfacción
0% Esperanza
0% Bronca
0% Tristeza
0% Incertidumbre
28% Indiferencia
Comentarios